385 Grados
Opinión

Tengo un sueño

*Pensar, decir y hacer: Responsabilidad de la 4T

385 Grados / Columna / Vicente Morales Pérez / Queridos lectores, estamos próximos a tomar unos días de reflexión e introspección. Hoy quiero compartirles un tema que me parece importante y que tal vez nos ayude a hacer una reflexión todavía más profunda. Quiero hablarte sobre el desarrollo personal y tres grandes obstáculos que lo frenan. Recientemente escuchaba una conferencia por internet en donde el ponente hablaba sobre las 3Ps que destruyen el desarrollo humano: poder, prestigio y posición social.

El mensaje que compartía era muy claro y lleno de lecciones importantes para la vida. El poder puede cegar a las personas y hacer que pierdan el piso. Comúnmente lo resumimos en una frase “Ya se mareo” y esto sucede cuando una persona piensa que el hecho de ocupar un cargo público lo hace digno de admiración o casi de idolatría. Nada más equivocado, el poder es para servir a los demás, para generar cambios en la sociedad y para ayudar a los más vulnerables. Quien piensa que el poder le permite impresionar o que este sirve para alimentar su ego, está en un profundo error, por eso el poder, puede en muchos casos volverse un obstáculo para el desarrollo personal.

El prestigio también llega a volverse una piedra atada al cuello. Es muy difícil construir un nombre y ser digno de una buena reputación. Pero podemos caer en dos extremos, el primero es la zona de confort que se traduce en la frase “Cría fama y échate a dormir” o creer que no cualquiera puede enseñarte algo nuevo o incluso corregirte. El prestigio puede ser un gran aliado, pero también un gran enemigo.

El último es la posición social y en este mundo que se vuelve cada día más consumista, se ha vuelto una trampa en la que muchas personas caen. Creer que los títulos profesionales, la posición económica o un apellido pueden resolvernos todo en la vida también es un error. La posición social es una visión clasista, discriminatoria y excluyente en la que muchos desafortunadamente caen.

Hoy quise escribir sobre este tema porque quiero invitarte amable lector a luchar por tus sueños y a desafiar tus límites. Creo que tener una visión es algo verdaderamente poderoso y creo que todos los seres humanos nacimos dotados de la capacidad de soñar. Pero también creo que, si luchamos con firmeza, esos anhelos pueden volverse realidad.

Te lo dice alguien que creció con muchas limitaciones y que desde muy temprana edad tuvo que luchar contra la adversidad, pero la vida me ha dado la oportunidad de tener una familia a la que amo, de trabajar y gozar de salud, he sido afortunado por conocer la felicidad y por lograr romper las barreras sociales que muchos tratan de imponer.

Te lo dice alguien, que ha tenido la fortuna de ser alcalde, secretario del ayuntamiento, servidor público y diputado.

Te lo dice alguien que lucha siempre por mantener los pies en la tierra y por caminar buscando nuevos sueños.

Te lo digo con la ilusión de encontrarnos en la búsqueda de horizontes renovados.

¡Gracias!

Related posts

Es y será Claudia. Pensar, decir y hacer: Responsabilidad de la 4T

admin

Transparencia

admin

Acá entre nos… El 31 de marzo de 2023 marcó la vida democrática de México

admin

Leave a Comment